Mujeres Al Frente: Alison Mosshart, Bully, Mariana Montenegro y Sandra Hüller




  • Alison Mosshart - Sound Wheel

Los experimentos visuales y la obsesión con los autos de Alison Mosshart son trasladados a su primer álbum solista. Lejos de The Kills y The Dead Weather, la vocalista realiza experimentos sonoros, pasajes ruidosos de spoken word combinados con frases de protesta, poesía, frases en español y canciones.

En 47 fragmentos, 'Sound Wheel' parece un recorrido con pensamientos desconectados sobre rock n 'roll y amor que escuchamos a través de la radio de un automóvil. Es un álbum sobre Estados Unidos, rendir cuentas y la vida en la carretera, así se atraviesan retratos, huellas de neumáticos que cuentan historias y la búsqueda interminable del espíritu debajo del cofre en una serie de notas de voz, parece en muchos sentidos una extensión de los pensamientos que hemos seguido a través de su cuenta de Instagram, todo se conecta con las instantáneas y la serie de viajes que hemos observado.




  • Bully - SUGAREGG

Nos volvemos a encontrar con el espíritu estridente de Alicia Bognanno, donde incluso caben referencias a Chumbawamba y un cover a 'About a Girl' de Nirvana. El sonido de los 90 se nota dentro del disco, las guitarras suenan sucias y la producción no se quedan atrás en ese espíritu de lo alternativo, tal vez producto de la pasantía en el estudio de Steve Albini.

El álbum salió de una revisión completa de su proceso creativo, con cambios calculados y analizados en un periodo de cinco años, descarrilando su ego y sus inseguridades. Las canciones son el producto de una alteración radical, el tratamiento adecuado para el trastorno bipolar le ayudó a lidiar con él y a utilizarlo para crear con rutinas bien establecidas a partir de la música. También entregó por primera vez la ingeniería y diversas áreas de la producción a colaboradores externos, un trabajo que ella había realizado en sus anteriores dos discos.




  • Mariana Montenegro - La Mar

La cantante, música, productora y compositora chilena debuta como solista con una propuesta de indie pop, house y techno, creada desde la pista de baile y desde la cabina del DJ, sumó ambas perspectivas para crear un material de pulso e impulsos a partir de sintetizadores y cajas de ritmo, aunque no todas las canciones partieron de una computadora, algunas iniciaron con la clásica guitarra y el piano.

El ciclo del agua fluye a través de las canciones de la ex integrante de Dënver, se trata de una reflexión sobre ciclos que en vez de crear patrones dolorosos, revela experiencias corporales que implican el desarrollo colectivo, donde crea arreglos y interpreta sus propias composiciones, algo que no sucedía en su anterior proyecto. Su primer disco se mueve entre el dancefloor y la melancolía, son canciones que hizo a lo largo de cuatro años aproximadamente y "que nacen del corazón roto".




  • Sandra Hüller - Be Your Own Prince

La actriz alemana debuta con un disco que amalgama múltiples sonidos, desde lo oscuro y lo electrónico, hasta lo experimental, el country y un recuerdo de Sealion de Feist en 'Tell Her'.

'Be Your Own Prince' es sobre emociones fuertes: dolor, tristeza, pero también orgullo desafiante. Trabajó en el sonido durante mucho tiempo, grabando constantemente con el micrófono interno de la computadora, realmente le da vueltas, es anárquica, salvaje y estridente, intenta imitar los instrumentos de viento con su voz para crear el contraste entre las canciones.


0 comentarios:

Publicar un comentario

 

TRextasy

Voces azules

Sobre Karipunk

Quarantine & Chill 08